Seguridad: 10 Consejos para proteger tu correo corporativo



Los correos electrónicos son una de las herramientas que más se utilizan dentro de una empresa. Tanto para la comunicación interna como externa, las casillas de Email siguen teniendo un rol importante pese a que muchos predecían su desaparición.
Tal es así, que resulta primordial cuidar la seguridad de los correos corporativos, ya que es uno de los blancos principales de los ciberataques. Por eso, desde Panda Security han publicado diez consejos para mantener protegidas las cuentas y evitar que se filtre información importante por este medio.

Aquí están los consejos:

1- Capacitar a los empleados en cuestiones de seguridad informática. De esta manera se evitará que los mismos cometan algún descuido o caigan en alguna treta de hackers para robarle datos.

2- Mantener limpia la bandeja de entrada. La mejor manera de evitar filtraciones de seguridad es no tener información importante en la plataforma de correo. Para eso, se recomienda eliminar los Emails más antiguos y si hay que resguardar datos importantes hacerlo en un disco duro externo.

3- Cifrar el correo. Esta es la mejor manera de que la empresa pueda controlar la información confidencial que circula por las distintas cuentas y que al mismo tiempo, personas ajenas a la empresa no puedan ingresar a verla.

4- Crear contraseñas seguras. Utilizar claves alfanuméricas con un nivel de complejidad que haga imposible que un tercero o algún software la puedan adivinar. Pero al mismo tiempo es importante que no sea demasiado complicada de recordar por el dueño de la casilla, ya que sino se corre el riesgo del autocompletado en en el navegador o de que la clave se guarde sin ningún tipo de seguridad dentro del ordenador.

5- Ser cuidadosos en los lugares donde se inicia sesión del correo electrónico corporativo. Abrir la casilla desde computadoras públicas como pueden ser un cyber o una biblioteca es un gran riesgo ya que las mismas pueden estar infectadas para almacenar los datos que se generan. Claro está que es vital cerrar sesión antes de retirarse de la PC, aunque así y todo puede que algún tercero consiga recobrar los datos de acceso.

6- Evitar hacer pública la dirección de correo electrónico en sitios que no tienen que ver con la empresa. De esta manera se evitará recibir SPAM y posibles intentos para robar la identidad.

7- Nunca restablecer una contraseña mediante correo electrónico. Generalmente, los proveedores de correos corporativos ofrecen la posibilidad de modificar las claves desde el panel administrador ubicado en el sitio web. Muchos de los casos de cyberataques más comunes se logran engañanado a los empleados y pidiéndole los datos de acceso mediante un correo electrónico que simula ser enviado por el soporte técnico de la empresa.

8- Evitar abrir mails de desconocidos o que tiene un asunto raro. Cuando los correos son de dudosa procedencia, mejor eliminarlos directamente sin siquiera abrirlos.

9- Evitar utilizar el correo laboral para mensajes de índole privada. Respetar la casilla de correo del trabajo y utilizarla únicamente para cuestiones relacionadas a la empresa, disminuirán las posibilidades de caer en una confusión y ser víctimas de un ataque.

10- Utilizar herramientas para proteger el correo de malware y otros contenidos que pueden resultar peligrosos.

Información vía DonWeb.com